FESTIVALES DE TERROR (sangre y nada más)

 

Cabin-Fever-(film)-wallpaper

Me encuentro inmerso en un proyecto de cortometraje de género algo distinto al que se viene conociendo en el ámbito del cortometraje. Se trata de una historia de terror que se encuentra comedida en los baremos del drama. Y con esto surge siempre la duda: ¿gustará en festivales?

La pregunta es destacable, pues la mayoría de los festivales de terror buscan la sangre, el asesinato, de alguna forma el Slasher, y dejan fuera gran parte de cortometrajes con menos  sangre, pero de mayores matices en guión, construcción de personajes, arte, etc… en definitiva, cortos más cuidados y de menos impacto visual.

secuencia-01-00_03_37_20-imagen-fija001

La cuestión es que se echa un poco de menos la valoración cinematográfica en ciertos festivales de terror. Me parece bien que se defina el estilo, que en las bases recalquen cuales son las temáticas favoritas o los criterios de selección y así evitar una distribución en vano. Pero no suele ser así, los festivales de menor categoría prefieren hacer alarde de la cantidad de cortos que han llegado sin importarles en absoluto el esfuerzo y el dinero que hay tras una distribución.

A día de hoy existen festivales de terror y fantástico que examinan la calidad del producto que les llega, y esos son los realmente interesantes para quienes se dejan la vida en una producción encarecida por conseguir un buen trabajo cinematográfico.

Encarecida no tiene por que ser económicamente, puede tratarse de una producción humilde pero con todos los factores sacados a relucir de igual manera. Trabajarse una buena producción no está solo en manos de los adinerados…. Las ayudas, crowdfunding, colaboraciones materiales y de más, están a la orden del día para conseguir una factura cara “low cost”.

Slasher-1

La cuestión, y lo que reivindico son festivales más comprometidos con el cine, y menos con la competición de número de cintas recibidas… y por supuesto una valoración más allá de “llenar asientos”. Tal vez poco a poco veamos la evolución.

MONGUIS (un rodaje desastroso)

img_9758-2

MONGUIS es un cortometraje que de algún modo quería rendir tributo a mis anteriores cortos de terror y gore. Ropas de personajes anteriores, nombres de asesinos en serie reales, una localización mítica en mi factoría… bueno, una lista de cosas que rememoraban mis anteriores trabajos de manera fiel, y respetando el absoluto LOW COST del que nació la idea.

MONGUIS está interpretado por actores profesionales como es el caso de Mario de la Rosa o Héctor Gómez y Alex Amaral, y también tiene personajes interpretados por amigos que nada tienen que ver con el mundo de la interpretación… y es que de alguna forma quería homenajear el cortometraje STUFFED GUTS (2007), utilizando la misma localización, y el mismo sistema… amigos que interpreten los personajes, y una maratón de horas para rodarlo de cabo a rabo del tirón.

_mg_9967

El problema surgió cuando una serie de circunstancias ocurrieron, y dieron al traste con el planning de rodaje… Desde un cambio de tiempo repentino que nos pasó de la primavera al más duro invierno, y donde el aire, el frio y la nieve sembraron el desastre en todo el área de rodaje… hasta problemas técnicos, donde el motor que alimentaba de electricidad la localización, se estropeó, y ocasionó un retraso de horas que llevaron al traste mi concentración, y la del resto del equipo…

El corto se finalizó, pero sin algunos planos esenciales, por lo que finalmente se tiró de imágenes de making of para “engañar” al público y conseguir terminarlo… eso sí, sin el resultado que debiera…

_mg_0322

Una demostración de querer es poder, y terminar algo que implicaba a mucha gente, la idea de rendirse apareció como nunca en mi cabeza, pero la responsabilidad estuvo muy por encima, y finalmente salió a delante.

En el making of se explica muy bien, y de forma visual todo lo que aconteció en el rodaje.

MAKING OF

 

CORTOMETRAJE

STUFFED GUTS (60 € de presupuesto)

DSC_0135

Hace poco os dejaba el Making Of del cortometraje “La Casa Brown”, con el que recorrimos un montón de festivales y recogimos numerosos premios allá por 2009.

Pero para ejemplo de bajo presupuesto existe otro aún más barato… “Stuffed Guts”, un corto que escribí en una hora más o hemos, y que se rodó de manera ininterrumpida durante todo un día y una noche de noviembre de 2007. 60€ costó, y se filmó con la misma cámara casera que el anterior “Brown”…

DSC_0153

Con STUFFED GUTS llegamos a festivales bastante difíciles de acceder, como “La Semana de Cine de Terror de San Sebastián” (2007), un festival complicado por la calidad de sus obras recibidas, y el alto recibimiento de cortometrajes… esto teniendo en cuenta que sólo proyectaban 7 cortos de los cuales dos eran de animación… al menos en aquel entonces.

Este es el making of que demuestra años despreocupados, alegres, valientes, y que siempre me hace recordar que lo más apasionante es siempre la realización… aunque claro, el tiempo te va debilitando, y los rodajes se hacen cada vez más duros.

Que lo disfrutéis y ojalá os anime a filmar aún sin un céntimo.